Cuidado de tu empresa: Conoce los daños más comunes y que debes prevenir en tu edificio

Parte del cuidado de tu empresa es el realizar las reparaciones y mantenimientos oportunos a tiempo. Ya que cada tipo de reparación te resuelve alguna necesidad o problema que, a la final, se ve reflejada en seguridad, comodidad y funcionalidad. 

 

Los mantenimientos son necesarias y deben hacerse a tiempo para el buen cuidado de tu empresa

 

Las reparaciones y mantenimientos: una prioridad para el cuidado de la empresa

El cuidado de tu empresa debe ser tanto externo como interno y cómo sabes nada es inmune al paso del tiempo. De hecho, factores como el tiempo o el clima determinarán la vida útil de la infraestructura. Al mismo tiempo son varios los daños que pueden aparecer con los años en las estructuras debido al uso y la exposición a factores externos como el clima. 

Mantener las estructuras en pie con las mejores condiciones posibles por más años solo es posible si realizamos el mantenimiento del edificio periódicamente.

 

Atender las necesidades y notar las señales es cuidar la salud de nuestra empresa.

 

Te recomendamos prestar atención a los indicadores de defectos o daños como lo son la presencia de:

  • Humedades
  • Fisuras
  • Desprendimientos
  • Deformaciones

 

A continuación, vamos a ver los daños más comunes que pueden presentarse en los edificios y a los que puede que tengas que tener más presentes.

 

 

  • Las fisuras o grietas

Es lo más común que puede presentarse, pero igualmente eso no le resta la prioridad de cuidarlas, repararlas y estar atentos. Puesto que por lo general son síntomas de otro daño subyacente, como puede ser las fisuras en techos falsos e inclusive un desnivel.

Es necesario que dentro del cuidado de tu empresa con el mantenimiento de la infraestructura se revisen para determinar la causa e intervenir, pues en ciertas ocasiones podría representar daños más graves que necesitan atenderse con urgencia.

Las fisuras pueden ser causadas por los mismos elementos que presentan los daños como, por ejemplo, fisuras en falsos techos, en los remates de albañilería o en las tejas de cumbrera. Las grietas también pueden originarse por fallos de elementos distintos a los afectados, como hundimientos de zapatas, provocando daños en elementos más rígidos del edificio como son las albañilerías.

 

Recuerda: Después de un tiempo puede notarse cómo en las paredes de los edificios empiezan a formarse zanjas, pequeñas o grandes, con formas de raíces. Estas por lo general provienen del techo hacia abajo, aunque también pueden verse de abajo hacia arriba.

 

 

  • Desgaste en los acabados y la albañilería

Puede ser el más común de todos. Las superficies y partes externas o acabados ayudan a mejorar el estilo estético de los edificios, además que muchas veces también cuentan con una funcionalidad importante. Por tanto, su desgaste es más frecuente y de hecho notable. Es por ejemplo que cosas como la pintura, suelen desgastarse con mayor frecuencia y por lo general deben cambiarse y retocarse tras pasado cierto tiempo.

 

Lo estético no solo habla bien de tu empresa, sino que es fundamental para mostrar la solidez de esta.

 

Por otro lado, puedes encontrar algunos daños de albañilería como el despique de algunos ladrillos, o agujeros en algunas partes del suelo. Estos deben ser reparados con el fin de mantener las mejores condiciones.

 

Conoce la primera parte: El mantenimiento preventivo industrial: Lista de verificación 1 parte.

 

 

  • Las baldosas

Frente al tema de la rotura de baldosas o baldosas que se despegan siempre puede pasar y las causas son variadas. Dentro del cuidado de tu empresa las baldosas son importantes puesto que el omitir el cuidado de estas puede ocasionar grandes molestias o accidentes. 

Podemos atribuir la afectación de las baldosas a:

    • Algún objeto que cayó al suelo y que ocasionará el corte, tajamiento o rotura de alguna baldosa.
    • También es probable que no haya sucedido un accidente que causó el daño, simplemente ante el paso del tiempo la baldosa se vio sometida a una gran presión que la llevó a romperse. Como te hemos mencionado, el tiempo llega a afectarnos a todos y a todo de alguna forma.
    • Incluso puede que no se haya realizado la correcta fijación de baldosas en el edificio. Lo cual afecta la adherencia de manera correcta y la perdurabilidad con el tiempo.

Para evitar los accidentes que una baldosa afectada pueda causar es mejor reemplazarla. Si bien acá no solo afecta el lado estético sino también afecta el bienestar de todas las personas que circulan por la edificación.

 

 

  • Humedades

Nuestro país goza de un clima tropical por lo cual es muy común que se creen esta serie de afectaciones en las construcciones. Podemos evidenciarlas en cosas como la aparición de abombamientos en la pintura de la pared, también como manchas verdosas en las esquinas de la estructura.

Debes tener presente de no unirte al montón puesto que este problema muchas veces es ignorado. Cuidar de tu empresa es evitar las humedades ya que estas traen graves consecuencias para la salud de las personas que se exponen a él. Dentro de los problemas de salud están las afectaciones a los pulmones y las vías respiratorias.

Por otro lado, pero de igual importancia esta afectación poco a poco debilita las paredes de la edificación, causando problemas estructurales. Y créenos con problemas de este calibre no querrás encontrarte. 

 

Recuerda es importante que, ante la más mínima muestra de humedad, solicitar de inmediato un mantenimiento para solucionar el problema.

 

A modo de conclusión

Así como estos daños comunes pueden presentarse con el tiempo o las afectaciones la respuesta oportuna hará la diferencia. Cuidar de tu empresa es la inversión necesaria para cuidar tu bolsillo, tus trabajadores y tus bienes. ¡No le des espera a lo obvio!  Evitar estos daños es fundamental, por eso es necesario el mantenimiento y la reparación adecuados en las edificaciones, porque puede tratarse de problemas más graves, si están comprometiendo la estructura del edificio.

Roldan Asociados cuenta con un equipo de expertos que ayudará al cuidado de tu empresa resolviendo problemas de falta de mantenimiento o funcionamiento. Los mantenimientos son fundamentales para el buen funcionamiento de nuestras industrias, oficinas y establecimientos, garantizando la seguridad y el bienestar de nuestros colaboradores y clientes. Contáctanos y empieza un plan de cuidado de tu empresa.